Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirE-mail

365 días al año
 
¿Cómo se lleva a cabo la limpieza de la Ciudad de Guatemala?

Contribuya usted también con esta labor depositando la basura en su lugar

 
Calles de todas las zonas de la ciudad lucen con buen ornato.

Ciudad de Guatemala, 17 de junio de 2008/ Más de 1,100 trabajadores municipales se encargan de mantener limpia la ciudad de Guatemala, una ardua labor que permite a los capitalinos y personas de otros municipios transitar, convivir y desarrollarse en un entorno higiénico, ordenado y agradable.

Las cuadrillas de limpieza trabajan los 365 días del año para recolectar y trasladar unas 347 toneladas de basura que son dejadas a diario, por personas inescrupulosas, en la vía pública.

Pero eso no es todo: el trabajo que se lleva a cabo para mantener limpia la capital también incluye el saneado de más de 40,000 tragantes y 50 mingitorios ubicados en el casco urbano.

 

Labor permanente

Barredoras mecánicas trabajan en horario nocturno para que la ciudad amanezca nuevamente limpia.

 

Una de las características que diferencian a los empleados ediles que ejecutan la limpieza de las calles de la ciudad es que, a diferencia de la mayoría, no descansan en períodos de asueto general como Semana Santa y festividades de fin de año, ya que el movimiento de desechos se incrementa, precisamente, para estas fechas.

Por ello, las cuadrillas de limpieza que dan mantenimiento a la urbe trabajan en tres turnos diferentes: de 6 a 13; de 13 a 19, y de 19 a 1 horas.

Cuadrillas atienden llamados

Además del programa cotidiano de labores, las dependencias a cargo de la limpieza del municipio cubren cada día un promedio de 20 denuncias, que van desde llamados para eliminar basureros clandestinos hasta recoger animales muertos sobre la vía pública.

Las cuadrillas se ocupan de solventar el mismo día todas las denuncias recibidas, para lo que se ha destinado una cuadrilla pequeña y un vehículo con palangana.

Otra de las tareas que llevan a cabo es la poda de árboles, cuando las ramas obstaculizan pasos peatonales o dificultan la visibilidad de señales de tránsito.

Herramientas disponibles para mantener limpia la ciudad

Este trabajo permanente está a cargo de varias dependencias ediles: el Departamento de Limpieza y el programa Limpia y Verde, de la Dirección de Obras; cuadrillas distritales de la Dirección de Desarrollo Social, y la Unidad de Mantenimiento de Drenajes de la Empresa Municipal de Agua.

Para ello se cuenta con 62 camiones, dos cargadores frontales, siete barredoras mecánicas y cuatro vehículos con palangana. Asimismo, el Departamento de Limpieza supervisa la labor de los 484 camiones de recolección de basura autorizados por la comuna.

 

 

Basureros clandestinos en la ciudad

Eventos masivos dejan enormes cantidades de basura en las calles.

Es alarmante la actitud de algunos malos vecinos que, en vez de pagar por el servicio de extracción de basura domiciliar, arrojan sus bolsas de desechos en la vía pública.

Este mal hábito da origen a los basureros clandestinos. Sin embargo, la actual gestión municipal diseñó un proyecto para erradicarlos. Los resultados han sido notorios: antes de 2004 había 500 vertederos de este tipo en el municipio, cifra que se ha reducido a 100.

Algunos de los sectores donde se requiere de mayor esfuerzo para llevar a cabo la limpieza son la Av. Bolívar, bulevar de la zona 18, la unión de Pamplona y bulevar Liberación, calzada Atanasio Tzul a la altura del mercado La Terminal, y los sectores aledaños de otros centros de abasto en la ciudad.

Es importante destacar la coordinación de diferentes dependencias ediles para unificar esfuerzos, a través de operativos de limpieza, construcción de muros, jardinización y programas de concienciación.

Limpieza de tragantes y drenajes

Además de los desechos que algunas personas inescrupulosas botan en la vía pública, y que con el viento o el agua pluvial son arrastrados hacia los drenajes, muchas utilizan directamente los tragantes como basureros.

La variedad de cosas extraídas por la Unidad de Mantenimiento de Drenajes llega a niveles insólitos: desde periódicos, botellas y zapatos, hasta colchones, animales muertos, botellas y bicicletas. Los tragantes más sucios son los ubicados en áreas comerciales como la 18 calle y 6ª. Av. de la zona 1, y el sector de El Trébol donde convergen las calzadas Roosevelt y San Juan.

Conciencia ambiental

Es preciso que no sólo los capitalinos sino también todos los guatemaltecos se conciencien del gran daño que hacen al medio ambiente y a las futuras generaciones cada vez que tiran basura en la vía pública, tragantes, barrancos, ríos y cuencas.

El hecho de vivir en una ciudad limpia, ordenada y agradable es responsabilidad de todos. Luis Poroj, quien tiene a su cargo el Departamento de Limpieza edil, motiva a los vecinos: “Una ciudad limpia no es la que más se limpia, sino la que menos se ensucia. Si logramos que todas las personas colaboren y tomen conciencia ambiental, podremos heredar una mejor ciudad a nuestros hijos y nietos”.

 

Por su parte, Danilo Tello, encargado del Programa Limpia y Verde, expresa al respecto: “Los recursos que la Municipalidad de Guatemala utiliza en mantener limpia la ciudad podrían invertirse en más obras y mejor infraestructura para el beneficio de los capitalinos, si todas las personas colaboraran depositando la basura en su lugar”.



 

Servicios
en línea